Por: María Angélica Rivas

Adentrarnos en las comunidades, ver de cerca sus realidades, escuchar de su propia voz sus penurias y sus anhelos, acompañarlos en la esperanza que permanece viva como el último recurso al cual aferrarse, ¡no tiene precio!

Es por eso que, junto al equipo de técnicos de Acción Campesina y algunos representantes de las comunidades de San Corniel, Garabato y el Cumbito del municipio Guaicaipuro, en el Estado Miranda, nos dispusimos a recorrer los enfangados caminos que nos llevaron hasta las posibles soluciones de agua para esos pobladores, ya que éste es uno de los graves problemas, y de larga data, que les aqueja.

Como es sabido, el acceso al agua es indispensable para el óptimo desarrollo de las personas, sin embargo muchas comunidades en Venezuela, como las mencionadas anteriormente, carecen del vital líquido, afectando de manera significativa la dinámica cotidiana, sobre todo a las poblaciones más vulnerables, como niños, niñas y adolescentes, mujeres embarazadas, adultos mayores y madres lactantes.

Es así que para hacerle frente a tal situación, Acción Campesina diseñó una serie de estrategias que buscan mejorar la calidad de vida de poblaciones vulnerables, en cuatro comunidades, ubicadas en tres estados del país, a saber: Guárico, Aragua y Miranda, en el marco del Proyecto Wash, el cual está dividido en dos componentes: Soluciones de agua y Salud sexual y reproductiva.

Este recorrido de inspección realizado por las comunidades mirandinas, corresponde al componente de Soluciones de Agua. Allí se ubicaron algunos tanques en desuso, pozos abandonados, pero también vimos la creatividad de los habitantes para hacer llegar el preciado líquido hasta sus hogares y aprovechamos la oportunidad para escuchar sus propuestas.

“El suministro del agua ha fallado desde hace más de 10 años, debido a una falla con la bomba de succión. Esto ha dificultado seriamente el trabajo que venía haciendo como agricultor”, dijo  Silvano Rojas, habitante de la comunidad desde hace más de 20 años, Asimismo indicó a los ingenieros que, una solución a dicha problemática es la construcción de un tanque que pueda surtir agua a más de 50 familias.

El coordinador del componente Agua del proyecto, ingeniero Jesús Dugarte, junto al ingeniero Rafael Bolívar, tomaron nota de la propuesta y cumplieron con la inspección del área con el objetivo de evaluar la situación actual del acceso al agua.

“Si logramos ver el problema que presenta la bomba de agua a través de un video de diagnóstico y comprobamos que puede ser reparada, más de un centenar de familias recibirían el beneficio del agua, lo cual sería una gran alegría para ellos y para nosotros, una gran satisfacción por el trabajo bien realizado” aseguró Dugarte.

Acción Campesina busca soluciones al problema del agua para comunidades mirandinas
Etiquetado en:    

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: